viernes, 25 de noviembre de 2016

Cuidado con las enfermedades de los huesos





Es bien conocido que la osteoporosis esta entre las primeras causas de fractura de hueso en especial entre las mujeres mayores de los 40, pero lo cierto que esto no acaba aquí y no es la única enfermedad  que puede afectar tu sistema óseo.


Según la Biblioteca Nacional de Medicina de los estados Unidos nos dice que en general, la mayoría de las personas a partir de los 20 años ya empieza a perder densidad en los huesos, normalmente por la disminución de minerales. Esto se intensifica más por los malos hábitos descalcificantes como el fumar o el consumir alcohol.

Debemos saber identificar los síntomas y signos de las enfermedades más comunes de los huesos, esto es de acuerdo con la American Cancer Society, por ello entre las principales enfermedades de los huesos y por las cuales debemos tener cuidado están las siguientes:


Cáncer de huesos, padecimiento que se divide en dos tipos, aquel que se origina en la médula(mieloma) y el sarcoma que crece sobre el tejido duro del hueso. Este último se caracteriza por dolor e inflamación en la zona, debilidad con posibilidad de fractura, entumecimiento y hormigueo.

Artritis, esta enfermedad puede presentarse en cualquier edad y su síntoma principal es dolor e inflamación en las articulaciones, las más afectadas suelen ser las manos y los pies. Acompaña a este malestar la rigidez y la pérdida del movimiento en las zonas afectadas.

Osteoporosis, esta enfermedad que hemos mencionado con anterioridad hace que el hueso se vuelva delgado y poroso, normalmente pasa desapercibido en sus primeras etapas ya que no presenta síntomas, no se ve evidencia ni se le puede detectar con facilidad. Sin embargo es posible prevenirlo a través de prácticas constantes de ejercicio y una nutrición adecuada.

Enfermedad ósea de Paget, es un trastorno que se produce en las células osteoblastos y osteoclastos, que se encargan de la reconstrucción del tejido óseo. Esta enfermedad vuelve a los huesos gruesos y amplios.

Raquitismo, comúnmente afecta más a niños y es causada por una deficiencia de vitamina D. esta enfermedad evita que el sistema óseo adquiera nutrientes, por ello estos se vuelven débiles lo que deriva en dolores agudos en los huesos.

Para luchar con la mayoría de estas enfermedades es necesario tener una buena alimentación base antes de cualquier tratamiento, esto puede ayudarte a evitar e incluso prevenir con buenas dietas que estos males siquiera aparezcan en escena, el consumo de huevos, espinacas, leche, quesos y yogurt son alimentos esenciales que no debes descuidar.


Las imágenes que se muestran fueron encontradas en la red, tienen sus propios autores y/o dueños, solo se han colocado como información y guía del tema que estamos tratando.
Si te agrado este articulo, no olvides suscribirte a la página Aquí





0 comentarios: