jueves, 29 de septiembre de 2016

¿Perdemos peso si alejamos el alcohol de nuestra dieta?





No solo me refiero a los fines de semana en los bares y discotecas, sino también a los vinos del almuerzo, la cervecita helada por el calor, al vermú del domingo, los drink´s con las amigas y los compañeros del trabajo, o alguna cañita para calmar “la sed”, pensamos que todo se arregla, con empezar la dieta del pescado o la de 150 gramos de pechuga de pollo sin aceite, pero ¿acaso funciona? ¿Qué estoy haciendo mal?


De pronto aparece un culpable, uno que siempre nos acompaña en los momentos felices y divertidos, muchas pensaran “me sacrificare y comeré puros vegetales” pero cuando de dejar de tomar unos drink´s alegrones se trata de pronto comenzamos a dudar de si el buen peso lo es todo.

Aun así, la duda sigue, y es que ¿Cuánto peso ganamos o perdemos con el consumo de alcohol?, bueno quiero que vean la siguiente imagen debajo de esta estas líneas, es una usaría de Reddit BrittSuzanne quien hace unos días subió dos imágenes de su antes y después de dejar de consumir alcohol y sin ningún otro cambio en su dieta en ocho meses y medio perdió 15 kilos. ¿Cómo?



Así es, simplemente decidió alejar el vodka y al parecer su adicción a las bebidas era un caso fuerte que para ayudarse se metió a una rehabilitación, en su caso particular, puede haber sido de esa manera, pero para nosotras que no tenemos problemas con la bebida y solo consumimos más de lo necesario, la tendencia es que siempre consumamos alcohol en algún momento de la semana, en especial mientras más jóvenes somos.

Probar no cuesta nada y si las dietas normales junto con la bebida normal de alcohol a la semana no funcionan para mantener o bajar de peso, entonces podemos optar por dejar de beber alcohol, lo cierto que de esta forma tenemos alejados de nosotras algunos kilos los primeros meses garantizados, aparte que es beneficioso para nuestra salud.

Para entender cómo funciona esto, deben saber que cualquier tipo de bebida alcohólica nos aporta una gran cantidad de calorías vacías, es decir no solo nos ofrece energía como aporte de nutrientes sino que nos carga como si de una batería de celular se tratase y nos sobrepasa la cantidad que podemos procesar. El alcohol no solo nos aporta siete calorías por gramo más que las proteínas y carbohidratos que consumimos normalmente, sino que lo hace en grandes cantidades, para tener una idea mejor veamos según las diferentes bebidas que solemos consumir como trabajan en nuestro cuerpo:


Esto es demasiado y eso que ni siquiera estamos sumando las calorías de los refrescos de cola que suelen acompañar a las bebidas alcohólicas, para decirlo de una forma que se pueda entender “estos numeritos” una ración de bailey´s equivale a 20 gramos por cada 100 ml es decir estamos ingiriendo un sobre de azúcar por cada copa, de que nos sirve preocuparte por la dieta que consumes cuando aquí tienes calorías embotelladas de sobra.



Si metemos ejercicios en esta ecuación, al correr 10 kilómetros estamos gastando entre 500 y 600 calorías, sin embargo con 3 copas de ginebra la recuperamos en un santiamén y eso sin contar con el refresco del mismo. Y aunque el estar comparando que consumimos y en que lo gastamos es un cálculo muy entreverado, lo cierto es que la mala dieta no resuelve un cuerpo mal cuidado.

El preservar mejor tu cuerpo, tus dietas, tu consumo de calorías y un balance en general depende de una misma y las motivaciones no solo deben girar a perder peso sino a preservar mejor tu salud a largo plazo.

Todas sabemos que le alcohol tiene efectos negativos en nuestro cuerpo por eso volvemos a decir que su consumo debería ser mínimo y solo a reuniones especiales. La OMS (Organismo Mundial de la Salud) relacionaba el consumo de alcohol con un mayor riesgo de sufrir algunos tipos de cáncer y enfermedades cardiovasculares, también es muy borrosa la línea que define el consumo de alcohol como “moderado” y por este motivo la ganancia que tienes al moderarte se pierden al momento de consumir en exceso. Sumado esto a que nuestra belleza se ve afectada, reduciendo nuestros niveles de vitamina A, nos causa sequedad en la piel y envejecimiento prematuro, nos deshidrata en general y finalmente nos despide de nuestra piel suave y tersa.

Entonces viendo las imágenes de la chica que dejo el alcohol y ahora muestra su apariencia, de pronto se me aclara la mente y lo entiendo todo, aunque es difícil, tal vez sea interesante cambiar nuestro estilo de vida, o tal vez solo después del siguiente drink y de la rica comida chatarra. Sigan con nosotras en nuestras próximas publicaciones.


 Las imágenes que se muestran fueron encontradas en la red, tienen sus propios autores y/o dueños, solo se han colocado como información y guía del tema que estamos tratando.
Si te agrado este articulo, no olvides suscribirte a la página Aquí





0 comentarios: