lunes, 14 de marzo de 2016

Yesoterapia casera





En la actualidad la yesoterapia es una opción muy bien vista por quienes han optado por ella para adelgazar y lo mejor es que no tienes que pasar al quirófano para reducir esas medidas. El adelgazamiento ocurre por la deshidratación de los tejidos y adicionalmente la eliminación de las toxinas disminuyendo el volumen en zonas específicas.


Lo usual es que este tratamiento te sea aplicado en los spa, aplicándote vendas de yeso lipolítico sobre la piel para que queme la grasa, puede también afectar la celulitis atenuando su aspecto al igual que de las estrías, y justo que las zonas donde se aplica la yesoterapia es donde suelen estar estas como el abdomen, los muslos, los glúteos, el busto y los brazos, también en algunos casos se ha aplicado en el rostro pero solo en algunos lugares especializados.

Muchas cosas se rumoran sobre la yesoterapia y nosotras en una publicación anterior hablamos de los pro y contras y todo lo que tenías que saber de este tratamiento, ya que lo mejor es estar bien informadas antes de seguir y con bases optar por la mejor opción para bajar de peso y reducir medidas.



La recomendación que hacen los especialistas sobre la yesoterapia es al menos 10 sesiones, aunque mucho depende del estudio que te hagan, este tratamiento va acompañado de dietas balanceadas, ejercicio regular y hasta mesoterapia o drenaje linfático como complemento, pero si estas dispuesta a probar en la comodidad de tu casa podemos siempre brindarte los pasos, pero ojo siempre recomendamos consultar primero a un especialista si esta seria tu mejor opción.

Si ya estas lista para hacer tu propia yesoterapia casera te recomendamos hacerte antes una exfoliación en la parte donde vas a aplicar este tratamiento, una aplicación de azúcar y crema hidratante o café y aceite de almendras o hasta con azúcar y agua en esa zona por un corto tiempo, luego retiramos todo con abundante agua tibia.



Para hacer tu yesoterapia casera necesitaras estos ingredientes:

1 kilo de vendas de yeso (busca en las farmacias)
2 litros de agua
100 gramos de romero
2 cucharadas de sal de mar
100 gramos de eucalipto
4 hojas de ortiga
100 gramos de menta
3 metros de gasa
Papel film o de plástico
Gasa o algodón


Todas las hiervas vamos a hervirlas por espacio de 15 minutos, luego retiramos el fuego y dejamos que se enfríe solo un poco, colamos y agregamos la sal de mar revolviendo hasta que se disuelva. En esta preparación vamos a introducir el yeso hasta que se moje todo retiramos el exceso de agua exprimiendo solo un poco.

Cubrimos completamente la zona a reducir con la gasa o algodón y sobre esta vamos a ir aplicando las vendas húmedas de yeso pasando las manos sobre el yeso para retirar el aire que pueda quedar atrapado.


Todo esto lo cubrimos al final con el papel film o de plástico que normalmente usan para envolver alimentos. Dejamos actuar todo por un espacio de tiempo que puede variar desde 40 minutos hasta 5 horas.

Para retirar el yeso cortamos con cuidado con unas tijeras punta roma para no herirnos, lavamos la zona después con agua tibia y después nos aplicamos crema hidratante. Recuerda que cuando dormimos mientras no tengamos el yeso debemos aplicarnos como complemento cremas reductoras o de aceites.

En el caso de que nos apliquemos en el abdomen recuerda que debes tener contraído el abdomen durante el proceso de aplicar el yeso.

La yesoterapia casera puedes realizarla dos veces por semana, donde poco a poco veras la disminución de volumen hasta llegar a la talla que deseas o hasta completar las 10 sesiones. Como hemos dicho esto va acompañado de una alimentación saludable y ejercicio regular así que nada de grasas. Esta publicación es para las que creen que pueden hacerlo en casa sin problema, en caso creas que es mejor la atención especializada también existe opciones de yesoterapias en spa y clínicas donde tendrás asesoramiento.


Si sientes que tu piel es demasiado sensible a este tratamiento, sientes molestia o piel roja e irritada te recomendamos no volver a aplicar este tratamiento y buscar alguna otra opción casera o cremas reductoras para reducir tus medidas.


Las imágenes que se muestran sobre yesoterapia casera fueron encontradas en la red, tienen sus propios autores y/o dueños, solo se han colocado como información y guía del tema que estamos tratando.
Si te agrado este articulo, no olvides suscribirte a la página Aquí





0 comentarios: