viernes, 20 de junio de 2014

Aceites para el cabello y sus propiedades





En esta publicación hablamos sobre los aceites esenciales que pueden ser utilizados en lo variados tipos de cabello y según eso que zonas son mejores para la aplicación, mucho dependerá de si tu cabello es seco o graso, una vez que lo sepas puedes pasar a buscar el aceite que logre que tu cabello crezca sano y brillante.




Aceite de coco para el cabello
El aceite de coco es recomendado en belleza para fortalecer el cabello mejorando su vista, cada aplicación en la melena obtendrás brillo y humectación del cuero cabelludo evitando la aparición de caspa u soriasis y es que debes saber que el aceite de coco también posee propiedades antibacteriales.


El aceite de coco es usado como un acondicionador natural, sus moléculas penetran fácilmente el cabello funcionando con las proteínas del mismo, su propiedad antibacterial puede ser usado para tratar cuero cabelludo seco u aparición de hongos que causan escamas que producen picazón. Lastimosamente las fórmulas de champú normales hace que se pierdan las proteínas del cabello en el lavado pero el aceite de coco puede ayudar a disminuir esta pérdida porque su estructura hace que se impermeabilice el cuero cabelludo y el pelo.

El aceite de coco es recomendado para todo tipo de cabello ya sea natural o con aplicación de permanentes, tintes, alisados y otro, su uso es en general.


Aceite de Oliva para el cabello
El uso de aceite de oliva para el cabello mejora la elasticidad en el cabello, viéndose menos rotura ayudando en su crecimiento, cuando se trata con aceite de oliva este condiciona y nutre el cabello haciéndolo brillar. Este tratamiento también reduce el frizz y la estática del cabello causas que también causan rotura, una nota adicional es que cuando uses el aceite de oliva debes asegurarte que sea extra virgen.


Vertemos ½ taza de aceite de oliva en un recipiente para microondas, lo calentamos por 20 segundos o hasta que esté ligeramente caliente.

Nos cubrimos la ropa con una toalla para protegerla, y con una pequeña cantidad en la palma de las manos masajeamos el cabello. Masajeamos el cuero cabelludo de paso si lo tenemos seco, en caso tengas cabello graso debemos aplicarlo en el pelo pero alejándonos 1 o 2 centímetros el cuero cabelludo, este proceso se debe hacer en pequeñas cantidades cubriendo al final en su totalidad nuestro cabello.

Cubrimos todo con un gorro plástico y estar así al menos por 30 minutos, luego lavamos con un champú suave para retirar el aceite de oliva del cabello, aplicamos nuestro champú habitual y enjuagamos el cabello con agua tibia, este tratamiento de aceite de oliva dejara tu cabello más manejable suave y brillante.


Aceite de almendras
El aceite de almendras contiene una gran cantidad de nutrientes, grasas saludables y vitaminas que nuestro cabello necesita para crecer sano y fuerte, la vitamina E ciertamente es muy importante al momento de hidratar y nutrir al cabello.


Mezclamos 1 cucharada de aceite de almendras con ¼ de cuchara de extracto de vainilla o aceite esencial de vainilla en una botellita de vidrio, lo agitamos todo muy bien, en caso tengas el cabello muy largo podemos duplicar o triplicar la formula, la vainilla dará ese agradable aroma a tu cabello. Con el cabello húmedo sea porque lo has lavado y secado con una toalla o solo humedecerlo este podrá absorber mejor el aceite de almendras.

Con un poco en las palmas de la mano lo aplicamos en el cuero cabelludo cubriendo las raíces hasta las puntas, pasamos peine para dispersarlo uniformemente.

Nos ponemos una gorra de baño y lo dejamos por 15 a 30 minutos después enjuagamos nuestro cabello con agua tibia y un champú. Al hacer este tratamiento una vez por semana obtendrás un cabello suave, brillante y sano.


Los últimos tres aceites que vienen para el cabello tienen el mismo método de aplicación y solo se diferencian por el tipo de cabello si es seco o graso para poder variar la aplicación así que les decimos cual es para cual:

Cabello seco, mojamos un algodón con tu aceite frotando el cuero cabelludo abriendo mechones de cabello para que penetre, después con un poco de aceite en la mano repartimos en los mechones de nuestro cabello hasta abarcarlo todo, cubrimos con una gorra plástica y lo dejamos actuar por 30 minutos y luego nos enjuagamos y lavamos como siempre.

Cabello graso, echamos un poco de aceite en la mano y repartimos en mechones hasta abarcarlo todo, mantente alejada de las raíces, lo dejamos actuar por 30 minutos, luego nos lo lavamos como siempre.


Aceite de jojoba
La verdad es que este no es un aceite sino una cera liquida obtenida de la semilla de jojoba, biodegradable y no toxica, y su composición tiene un 96% de ceramidas. 


Este aceite permite hidratar al mismo tiempo que liberamos la grasa de la piel es por eso que se comenta sobre sus propiedades para el tratamiento de la caída del cabello por el exceso de serum en el folículo y también la grasa en las raíces. El ácido linoléico del aceite de Jojoba, interviene en la regeneración celular y las proteínas queratínicas que ayudan en la nutrición del cuero cabelludo, fortaleciendo el cabello y manteniendo sano.


Aceite de Argán
Este aceite muy fino y dorado se obtienen de prensar una especie de almendra, muy rico en vitamina E, ácidos esenciales y polifenoles, ayuda a hidratar, a regenerar y a proteger el cabello de los rayos UVA.


Detiene la caída del cabello, ayuda a fortalecer las raíces y acelera el crecimiento, sus antioxidantes naturales en el aceite de argán reparan la membrana celular del cabello fortaleciéndolo.


Aceite de árbol de té
Este aceite en verdad no tiene nada que ver con la planta del té, sino que se obtiene destilando las hojas de un árbol de origen australiano el Melaleuca alternifolia, pero es conocido así, el aceite de árbol de té es muy versátil y tiene propiedades curativas, también propiedades antibacteriales, contra las infecciones por hongos y virus, ayuda combatir la pérdida del cabello ya que destapa los folículos pilosos permitiendo al humectante natural llegar al pelo, este producto minimiza la inflamación alrededor de los folículos y activa el nuevo crecimiento.




Las imágenes que se muestran fueron encontradas en la red, tienen sus propios autores y/o dueños solo se han colocado como información y guía el tema que estamos tratando.
Si te agrado este articulo, no olvides suscribirte a la página Aquí





0 comentarios: